Receta exquisita y muy consistente. Ideal como aporte de energía para el desayuno (especialmente útil en las personas celíacas que no pueden comer harinas con gluten).

Imprimir receta
Mango y plátano con salsa de algarroba
Mango y plátano con salsa de algarroba
Tiempo de preparación 15 minutos
Raciones
personas
Ingredientes
  • 4 uds plátanos maduros
  • 2 uds mangos maduros
  • 1 cucharadita sopera postre de kudzú en polvo
  • 2 cucharadas soperas sirope de agave
  • 2-3 cucharadas soperas colmadas de harina algarroba
  • 1 brick licuado de arroz con avellanas-almendras
Tiempo de preparación 15 minutos
Raciones
personas
Ingredientes
  • 4 uds plátanos maduros
  • 2 uds mangos maduros
  • 1 cucharadita sopera postre de kudzú en polvo
  • 2 cucharadas soperas sirope de agave
  • 2-3 cucharadas soperas colmadas de harina algarroba
  • 1 brick licuado de arroz con avellanas-almendras
Mango y plátano con salsa de algarroba
Instrucciones
  1. Preparar la salsa: disolver la harina de algarroba y el kudzú en polvo en la leche vegetal. Agregar el sirope de agave y poner al fuego. Hervir durante 5 minutos a fuego muy bajo, hasta que coja una consistencia semilíquida. Retirar del fuego y reservar
  2. Pelar las frutas y cortarlas en dados.
  3. Servir las frutas y verter la salsa por encima
Notas de la receta

Receta sáciente muy rica en hidratos de carbono de calidad, lo que es útil para la producción de energía celular y poder realizar satisfactoriamente importantes actividades físicas y psíquicas.
Gracias a la proporción de azúcares y aminoácidos que contiene ayuda a controlar la ansiedad y las ganas de comer dulce, dando estabilidad al sistema nervioso (serotonina-dopamina).
Aporta gran cantidad de fibra soluble (frutas y algarroba) que es imprescindible para la salud digestiva y de las mucosas en general.

Contiene, también, gran cantidad de minerales (potasio, fósforo, calcio, magnesio, silicio, etc.) necesarios para todas las actividades metabólicas del organismo y el control de la homeostasis corporal.
Presenta vitamina CA y D, además de gran cantidad de taninos, con lo que hace de este plato un importante aliado antioxidante, para prevenir el envejecimiento celular y evitar el desgaste del ritmo de vida actual.

En general, ayuda a la salud digestiva, respiratoria, inmunitaria y al mantenimiento de los tejidos (mejora la salud de los huesos, la vista y la piel).